Urge reformar sistema de aduanas para combatir contrabando y piratería

Dic 02, 2019

En México urge una reforma al sistema aduanal que aumente las facultades del Servicio de Administración Tributaria (SAT) que actualmente, para actuar en la materia, depende del Instituto Mexicano de Propiedad Intelectual (IMPI), lo que hace el trámite de control contra el contrabando y la piratería sea “obsoleto”.

Christophe Zimmermann, líder de proyectos FIT (Fight Licit Trade o comercio ílicito) de SGS, dijo lo anterior al tiempo de reconocer que México pierde tiempo y oportunidad de detectar el contrabando.

Incluso, dijo, muchas veces se tiene que permitir el paso de mercancía de dudosa procedencia, pues ante la sospecha de que un cargamento podría ser contrabando, antes de actuar debe consultar al IMPI para saber si se abre o no un contenedor, con los consecuentes daños económicos.

En su opinión, el problema es que todos los productos son posibles de falsificar, y no solo productos,  “las empresas son falsas”, porque los métodos de acción del crimen organizado son más sofisticados, con técnicas para ocultar sus mercancías inimaginables y difíciles de detectar.

Relató que México es uno de los 10 países que más consumen piratería, junto con China, Argelia, Tailandia, Argentina, Venezuela, Chile, Taiwan, Kuwait, entre otros.

El caso de México sobresale porque tienen una posición geográfica privilegiada, con grandes puertos con conexión a América del Norte, Centro y Sudamérica y es utilizado en muchas rutas del comercio ilícito.

Además, alertó que se ha detectado que México también produce y exporta productos pirata, entre los que se encuentran el tequila.

Zimmermann coincide con la American Chamber of Commerce of Mexico sobre la urgencia de retomar el control de las aduanas, pues con la entrada de artículos piratas y de contrabando se calculan pérdidas económicas de hasta 43 mil millones de pesos anuales.

Todas las mercancías pueden ser falsas, según Zimmermann, como zapatos, ropa, medicamentos e incluso sangre humana, de ahí que además del daño económico a los ingresos de un país, se enfrenta el fuerte daño a la salud de los consumidores, pues “al crimen organizado no le importa matar”.

Relató que al menos 10 por ciento de la medicina que circula a nivel mundial -comercio del que México no es ajeno- podría ser ilícito o pirata, mientras que en África este comercio puede llegar hasta 40 por ciento.

El comercio ilegal, indicó, según la Organización Mundial de Comercio (OMC) genera un daño económico estimado de 5.0 por ciento del total del comercio mundial, y aun cuando en México no se tienen cifras exactas, se sabe que muchos medicamentos son falsos.

En este comercio se ha detectado que la pastilla azul o viagra, por tener un precio tan alto, genera ganancias mayores que la droga, por lo que han detectado que muchas de estas supuestas pastillas son solo cemento y pintura.

Se han encontrado además jeringas “esterilizadas” que han sido usadas, además de juguetes con altos contenidos de plomo, zapatos, ropa, y muchos más productos que en conjunto pueden ocasionar daños a la salud, alertó.

Christophe Zimmermann, especialista internacional contral el comercio ilícito,  sugirió “no comprar medicamentos por Internet”, porque ahí se desconoce la calidad de los productos y de dónde provienen; “yo nunca compro medicamentos por Internet".

Reconoció que hace 10 años México enfrentó una lucha frontal contra el contrabando, pero hubo un retroceso; "si hoy hay un cambio y una lucha contra la corrupción, sería oportuno que se combata con mayor capacitación y facultades en las aduanas, a fin de evitar el comercio ilícito y recaudar más recursos para el país”.

 

NTX  -  eitmedia.mx