Comerciantes comienzan a evaluar alternativas ecológicas para bolsas de plástico; prohibición divide consumidores Featured

Ene 13, 2020
Nuevo León.- En los negocios del conocido Mesón Estrella, aun se pueden observar locales y en los cuales empaquetan las compras con bolsas de plástico. Esto, aún cuando el próximo 11 de mayo entra en vigor la ley que prohíbe la dádiva y comercialización de estos artículos de un solo uso; así como transitan por las calles, quienes se siguen oponiendo a esta medida. 
 
 
 
 
En este contexto, algunos comerciantes locales en Nuevo León han comenzado a buscar alternativas en las cuales puedan proporcionar a sus clientes maneras de llevar sus compras, así como quienes se dedican a la vendimia de plásticos, iniciaron con la evaluación de opciones para proveer alternativas distintas en orden de continuar con su negocio. 
 
 
 
 
 
Estos distribuidores de desechables reportan además, la venta de bolsas de plástico se ha visto reducida en aproximadamente un 40 por ciento desde inicios del año, en respuesta al temor de la clientela por posibles multas. Sin embargo, aseguran que continúan vendiéndose y esperan que para el mes de mayo se haya liquidado la totalidad de su inversión en este material, de otra forma, representaría una pérdida menor, según comentaron, para el negocio. 
 
Entre los materiales alternativos que mencionaron los comerciantes de desechables, figuran el papel y el plástico: biodegradable y reciclable. “Se venden poco las bolsas normales porque ya se sustituyeron por las biodegradables, sí ha bajado la compra de bolsas de plástico” comentó el encargado de Desechables Rogo.
 
“Es responsabilidad de la gente si quiere comprar lo normal o lo biodegradable. Están entrando los productos biodegradables tanto en bolsa como en desechables. Ya llegando lo biodegradable va a retomarse la venta, no creo que represente una perdida” mencionó.
 
 
 
 
Según señalan los distribuidores, algunos negocios locales como tortillerías ya buscan la opción de utilizar bolsas de papel en vez de plástico mientras que para los puestos de tacos las autoridades municipales ya han pedido que el plástico que utilicen sea biodegradable.
 
También, algunas fruterías ya no ofrecen bolsas, pero aún tienen en existencia el producto y sólo entregan cuando ven que el cliente no lleva su bolsa. Además, mantienen a la vista las tradicionales bolsas de red que venden en aproximadamente 50 pesos. De igual manera, pretenden adquirir bolsas de papel, aunque su precio sea más del triple en comparación con las de plástico, según el cálculo de un comerciante, quien dijo, las papeleras están aprovechando el boom ecológico para subir los precios de sus bolsas. 
 
Por el lado de los consumidores, se tienen opiniones divididas entre quienes creen que es una medida positiva para el cuidado del medio ambiente, y algunos otros que señalan, las bolsas son un daño mínimo ante las condiciones ambientales en Nuevo León, y el foco debería estar puesto en otros contaminantes como la industria o algunos desechos distintos a estos plásticos.
 
 
 
 
“No creo, (que ayude al medio ambiente), la prohibición de las bolsas, no. Hay muchas otras cosas que la gente tira. No nada más es eso”, dijo Leticia la Fuente, compradora en el mesón estrella. 
 
“Antes no se usaban las bolsas de plástico y a mí no me afecta en nada, al contrario me beneficia. Es igual, luego tienes todo el montón de bolsas de plástico y no hayas qué hacer con ellas. Si tenemos que abstenernos de eso. Con lo que podemos (ayudar) lo más que podamos, mejor”, comentó en contraste Francisca García Rodríguez. 
 
Por su parte, los trabajadores de paquetería en distintas cadenas de supermercados señalaron que no han percibido un cambio o disminución en sus propina, lo cual fue un factor de preocupación para la población, pues empaquetar despensa en bolsas de plástico es una popular fuente de trabajo para jóvenes y adultos mayores. 
 
 
 
 
“Cambió nada más la bolsa, los clientes si no traen bolsa se llevan los productos sin ellas. En nuestro caso nos siguen dando monedas. De todos modos, todas las bolsas las van a venir quitando” dijo Felipa Ruíz, quien trabaja empaquetando despensa en la tienda HEB. 
 
Por: Andrea Rivera e Ilse Reyes – eitmedia.mx
Last modified on Lunes, 13 Enero 2020 22:05